Mi hermana ha tenido la peregrina idea de celebrar su cumpleaños en la cabaña de la abuela Tilda. No es que sea un mal plan, es una hermosa cabaña de madera situada a la orilla de un lago. Pero tras muchos años de permanecer deshabitada está algo deslucida.

Así que, aquí estoy yo, contemplando la cabaña de la abuela Tilda en lugar de tumbada en una playa caribeña tostándome al sol y bebiendo caipiriñas.

Mi misión: adecentar la casa para tan destacada celebración.

Una vez instalada en mi habitación de la primera planta me dispongo a empezar la titánica tarea de adecentar la casa. Me quedo petrificada cuando oigo crujir las tablas del piso superior. Con el corazón en la boca intento escuchar algún sonido más, pero la casa vuelve a estar silenciosa como una tumba.

Lo más extraño es que en el piso superior no hay nada más que la buhardilla.

Armada con una linterna y los nervios de punta subo por la escalera que da al desván.

Tras registrar hasta el último rincón de la atestada buhardilla, no encuentro más que telarañas y un universo lleno de tesoros esperando ser descubiertos. Sin duda puedo pasar un rato aventurándome entre las cosas de la abuela Tilda antes de empezar con mis obligaciones.

En un rincón hay una encantadora mesilla de noche de cuatro cajones, con los tiradores de porcelana, cada uno con un dibujo distinto. El superior tiene una preciosa flor de vivos tonos rojos.



¡¡¡LA PRIMAVERA YA ESTÁ AQUÍ!!!



El segundo tirador tiene un frondoso árbol de intenso color verde.





¡¡¡YA LLEGÓ EL VERANO!!!



El tercer tirador tiene dibujada una hoja de castaño de tonos terrosos.





¡¡¡HA LLEGADO EL OTOÑO!!!



Y el último cajón tiene un tirador con un copo de nieve de refulgente azul.



invierno winter3


¡¡¡EL INVIERNO YA ESTÁ AQUÍ!!!




En mitad de la estancia hay un enorme baúl con motivos que aluden a tierras exóticas y lugares por visitar. Al abrirlo me encuentro que está abarrotado de adornos navideños.







feliz navidad ho ho ho



En un armario de roble cerrado con dos puertas de cristal, descubro los álbumes de fotos de los viajes de la abuela Tilda.




Cada vez que entras puedes disfrutar de una imagen distinta.

O ver todas las fotos a la vez.

Y entremetida entre los álbumes, una pequeña caja de aluminio. Al abrirla descubro incontables imanes que representan los lugares en que estuvo.


Cada vez que entras puedes disfrutar de una imagen distinta.

O ver todos los imanes fotos a la vez.




Hay un pequeño balancín con forma de caballo que debió de pertenecer a mi tío Carlos. Le doy un pequeño impulso y se balancea suavemente mientras me arrodillo frente a una caja de madera enorme. Ésta contiene artículos para celebrar la pascua. Una época que trae entrañables recuerdos de mi madrina llevándome a bendecir la palma el domingo de Ramos y de mi padrino regalándome “la mona”, unas preciosas figuras de chocolate, ñam ñam, que nos volvían locos de pequeños.

¡¡¡FELIZ PASCUA!!!




Me emociona al descubrir en una caja las postales de aniversario que mi hermana y yo les hicimos de pequeñas a los abuelos. Entre otras de caracter más personal.

love is forever






En un perchero de delicada madera tallada cuelga una vieja gabardina.
¿Debía ser del abuelo Mateo?
Meto la mano en un bolsillo y saco una figurita de papel que es una rana saltarina.



Sí, definitivamente es la gabardina del abuelo Mateo.
Uno de mis recuerdos de la infancia es él enseñándome a hacer figuras de papiroflexia. En cada bolsillo que investigo descubro una figura distinta. Un divertido pingüino enfundado en su eterno smoking.


Un dodecaedro construido con mucha paciencia y dedicación con 30 piezas modulares "sonobe", que le da volumen y produce una figura en tres dimensiones.


Una vistosa estrella de varios colores, realizada con una variación del módulo "sonobe".


Una tortuga marina, sencilla pero resultona.




Un corazón, que era el favorito de la abuela Tilda.


Curiosa estrella de 8 puntas realizada con 12 módulos sonobe.




El trébol de la suerte. Sencillo y afortunado.









Apoyado contra la pared hay un delicado secreter. No recuerdo haberlo visto nunca en la casa. Y me siento atraída hacia él como una polilla a la luz. Afortunadamente no está cerrado con llave, en un cajoncito encuentro un fajo de cartas atadas con un lazo. ¿Serán cartas de un amor de juventud de la abuela? La dejo a un lado para leerlas más tarde.
En un compartimento secreto encuentro una llave de hierro forjado ¿qué abrirá semejante llave? Aquí no hay nada que parezca encajar. Que extraño.
Hago otro descubrimiento en el secreter, un pequeño joyero que contiene las alhajas de la abuela Tilda.
EL UNIVERSO DE LAS PULSERAS



En el lado opuesto de la buhardilla hay una sábana tapando algo enorme, picada por la curiosidad retiro la tela para encontrar una estantería abarrotada de libros.






























A los pies de la estantería hay un arcón de estilo chino, me hace mucha ilusión encontrar en él los amigurumis que la abuela Tilda aprendió a tejer cuando estuvo viviendo en Japón. De pequeños nos volvíamos locos con ellos.
Prueba de mapa de imágenes calabaza bellota hoja arce



Un globo terráqueo antiguo encajado entre la librería y un zapatero, me intriga. Parece uno de esos que se utilizaban como botellero, pero el caso que en casa de los abuelos no eran muy dados a las bebidas espirituosas. Así que no me sorprendo demasiado al encontrarlo lleno de diarios antiguos. Al ojearlos por encima descubro que son los diarios de viaje de la abuela Tilda, seguro que resultan muy interesantes, pues siempre fue una mujer que vivía la vida intensamente.





Cerca de la ventana circular que da un poco de luz a la estancia, hay un arcón con delicados motivos infantiles. En su interior encuentro una colección de peluches.
risa3
Utiliza este código para repartir risas entre tus seres queridos.




Al lado del arcón hay una caja de cartón, en su interior hay un revoltijo de cosas.






Si te gusta este colgador de viento y quieres añadirlo a tu web o blog, sólo tienes que pegar el código siguiente en el lugar que quieras que se vea:
colgador de viento



galleta de la fortuna11

Puedes utilizar el código html para añadir "Las Galletas de la Fortuna" donde más te guste.

galleta de la fortuna11








Al levantarme observo distraída por la ventana, es un hermoso paisaje. Disfruto del aspecto del bosque hasta que algo llama mi atención. Entre la vegetación parece asomar una especie de muro. ¿Qué hace en medio del bosque una pared?
Muerta de curiosidad camino entre la vegetación unos cien metros hasta encontrar una pared oculta tras una densa vegetación que se ha empeñado en crecer para ocultar la obra del hombre. Entre extrañada y emocionada, retiro las enredaderas para llegar a desvelar una puerta de hierro forjado. Está cerrada y parece que la llave que he encontrado en el secreter encajaría perfectamente en la cerradura. En unos minutos estoy de regreso empuñando la llave contra el cerrojo. Pese a los años de desuso se abre suavemente para desvelar un jardín secreto de belleza sublime, aunque ahora resulta algo selvático mantiene claramente el espíritu original.


EL JARDÍN SECRETO

Cada vez que entras puedes descubrir un rincón distinto.

O verlos todos desde el torreón que hay situado en el centro del jardín.



¿QUIERES PONER UN TEXTO EN ARCOIRIS? Aquí




Photo Cube Generator

colgador de viento



Código del Colgador de Viento


Paseate por
mi blog:
iba para
y me
quedé en




contador de visitas
Studentenjobs Frankfurt



MI BIBLIOTECA


Todos hemos tenido un jefe tan
idiota como él.


Colabora comprando el libro
"10 Cuentos Para Eder", escrito
por su abuela para recaudar fondos
para la operación de corazón que
necesita.


Experiencias vividas bajo la
óptica de la ceguera.